viernes, 9 de abril de 2010

EN EL GLOBO 2

VIERNES 9:50 A.M


Llego tarde y no es que me importe, pero cuando el mecanismo entre en funcionamiento, notarán mi ausencia y no es que me importe.


Ser prescindible , si que me importa, porque no deberiamos de existir. No por lo menos de esta forma tan perversa,


presa de las necesidades,


presa de las ausencias,


presa de que mi visión inicial sea la del puto portero.






. (ladra)



Preso de ti.



El último paso alimenta la boca de hormigón.




- Hombre, bonitas horas, se nos pegaron las sabanas, eh?



- Ya ves… (Y la mierda que alojas en tu cerebro tiene contrato vitalicio, eh?)




Entro en el mismo despacho, me siento en la misma silla, enciendo el mismo ordenador, tecleo la misma clave, abro el mismo cajón…





Y yo hasta los cojones de sentirme desubicado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario